Las frutas de la etapa restringida

(Por Dr. Blas López )


Cuando vemos la composición en azucares de las frutas, vemos la gran cantidad de fructosa total que contienen en comparación con las verduras y hortalizas.  Aunque reduzcamos la cantidad a comer de una fruta, su cantidad de fructosa sigue siendo alta, lo que no ocurre con muchas verduras. Pero como ya he dicho en muchas ocasiones no solo la fructosa interviene en la tolerancia de las verduras y a veces otras sustancias explicarían mejor porque no se toleran.

Esta misma reflexión ocurre con las frutas. En primer lugar recordad que todas las frutas tienen fibras y ello también tendrá alguna influencia. Pero hay otros componentes muy importantes en ciertas frutas, que aún teniendo menos fructosa que otras, se toleran mucho peor. Y en este caso no es la fibra. La intolerancia de estas frutas viene determinada por un grupo de sustancias que llamamos polioles. Entre los que podemos encontrar en las frutas, de una manera natural, tenemos, sorbitol, manitol y xilitol.

Cuando comemos una fruta que tenga fructosa y sorbitol, y estas sustancias llegan al intestino delgado, deben entrar en el interior de los enterocitos, para ello existe a nivel de la membrana apical de estos, unas incrustaciones proteicas, llamadas proteínas transportadoras de membrana. En el caso de la fructosa y del sorbitol este transportador es el mismo para ambos, el llamado GLUT5.

 
                                                    

Sabemos que en los pacientes con malabsorción la capacidad de transportar de este GLUT5 esta disminuida. Al llegar al mismo tiempo, ambas sustancias, se va a producir una competencia entre ellas para ser transportadas. Como la fructosa esta en una mayor concentración que el sorbitol, esta será la que mas será transportada, llegando gran cantidad de sorbitol a nuestro intestino grueso, que no  ha podido ser absorbido. Dependiendo del estado del GLUT 5, también puede llegar mas o menos cantidad de fructosa al intestino grueso. Estas sustancias, junto con la fibra que tiene la fruta, llegara al intestino grueso donde fermentaran y darán  problemas. Recordar que de la fibra que llega al intestino grueso, solo fermenta la soluble.

Cuando una fruta, además de la fructosa lleva manitol o xilitol, la cosa cambia un poco. Aquí la fructosa se absorberá por el GLUT5, y los otros dos polioles lo harán por una vía distinta. Por lo cual aquí no habrá una competencia entre ellos. La fructosa será absorbida por el GLUT5, sin ningún tipo de competencia, y la cantidad absorbida dependerá del estado de este transportador. Si la cantidad de fructosa que llega es superior a la capacidad de transporte del GLUT5, parte de este azúcar llegara al intestino grueso y allí será fermentada por las células de nuestra flora. Pero que pasa con el manitol y el xilitol, que pasaran a través de la membrana de los enterocitos, sin la ayuda de ningún transportador.

La absorción de los polioles monosacáridos, a los cuales pertenecen el manitol y el xilitol se hace a nivel del intestino delgado por difusión pasiva, es decir cuando la cantidad que hay a nivel de la luz intestinal es mayor que la del enterocito penetra en este y cuando es menor deja de hacerlo.  Pero en una persona incluso sana no son absorbidos en su totalidad.

La pregunta que surge es como afecta los proceso inflamatorios del intestino delgado en la absorción de los polioles, en el paciente con intolerancia. Esta es una pregunta aun difícil de contestar. Lo que podemos decir, es que parte de estos polioles llegaran a nuestro intestino grueso.

Hasta aquí, dos tipos de fruta las que solo tienen fructosa y las que tienen además polioles. Pero una misma fruta puede tener varios polioles a la vez.

Pero hay otro factor que también parece influir en la tolerancia de una fruta, y es la relación glucosa/fructosa. Si la cantidad total de glucosa es mayor que el de fructosa, la tolerancia será mayor. Pero si la cantidad de fructosa es mayor que el de glucosa la tolerancia es menor. Basándose en este hecho, muchos nutricionistas aconsejan añadir glucosa a las frutas antes de comerla.

De todo esto, se deduce que 4 factores, al menos, intervienen en la tolerancia de una fruta:

 
  • Su contenido en fructosa
  • La presencia de polioles
  • La relación entre glucosa y fructosa
  • Sin olvidarse de la fibra

Por eso fijarse solo en el contenido de fructosa, para  clasificar las frutas, es un planteamiento, desde mi modesta opinión equivocado.

Y ya veremos que aun podríamos introducir otros factores. Pero de momento estos son suficiente.

Las frutas las podemos clasificar en tres grupos. En el primer grupo estarían las que por su composición, encuestas y estudios hechos entre los pacientes, mejor parecen tolerarse. Pero recuerda que las frutas son muy ricas en FODMAP y por ello difíciles de tolerar. Pero recuerda, que algunas de estas frutas no serán toleradas. Entre ellas tenemos:

 
Primer grupo
 
Lima  
Limón 
Mandarina 
Naranja  
Kiwi  
Fresa
Frambuesa
Piña (1 taza)
Plátano
Banana
Granada (1/4 de taza)
Melón Cantalupo (1/2 taza)
Melón piel de sapo (1/2 taza)
Arándanos
 
Segundo grupo

En este grupo hay frutas que pertenecen al tercer grupo, pero que tomándolas con moderación, hay pacientes que la toleran. Entre ellas tenemos:
 
Aguacate
Cereza (3 piezas)
Coco (1/2 taza)
Mandarina clementina
Moras (5bayas)
Pomelo
Papaya (1 taza)

Por favor recordar, que la fruta es muy rica en FODMAP y por ello siempre difícil de tolerar. Y sobre todo en las primeras etapas, cuando aun la mucosa intestinal esta inflamada. Cuando vayaís a probar tolerancia pequeña cantidad.


Tercer grupo

En este grupo están las frutas que se deben evitar.  Estas además de fructosa contienen polioles. Son las que más problemas pueden plantear y por ello se deben evitar. Se incluyen en este grupo por su composición, estudios y encuestas entre los pacientes. Entre ellas tenemos:
 
Albaricoques
Cerezas
Ciruelas
Grosellas
Manzanas
Melocotones
Moras
Nectarinas
Nísperos
Peras
Sandia
Uvas


Cuando comer la fruta

Muchas veces nos preguntamos, cual es el mejor momento para tomar una fruta. Hay que recordar que una fruta es un alimentos muy rico en FODMAP, y sabemos que cuanto más FODMAP tenga un alimento más difícil será su tolerancia. Por eso, muchas veces decimos que es mejor comerlas 2-3 horas antes de comer o 2-3 horas después de haber comido. En teoría la podríamos comer en nuestro desayuno, almuerzo y cena. ¿Entonces porque decimos 2-3 horas antes o 2-3 horas después?

La respuesta a esta pregunta, es porque se sumarían los FODMAP de nuestra comida a los FODMAP de nuestra fruta y esto podría hacer que en una misma comida nuestro cuerpo no pueda tolerar  tantos FODMAP y nuestro intestino nos daría problemas. Si la comemos con otro alimentos, quizás las proteínas y grasas serían las mas aconsejadas. Por ejemplo una tortilla francesa y fruta.  Pero si tu crees que la puedes tolerar mejor de otra manera sigue el camino que te marca tu cuerpo. Aquí te hemos razonado porque comerla en un momento determinado.



¿Cuándo introducir la fruta?

Sobre este punto hay muchos planteamientos y todos podrían ser validos. Yo pongo aquí el que me parece más lógico.  Las frutas son alimentos de un alto valor nutricional por la cantidad de vitaminas, antioxidantes, minerales, fibras y otras sustancias que pueden contener, existiendo hoy en día una gran variedad de estas.

Es un alimento atractivo, aunque entre la gente joven esta disminuyendo su consumo, y siempre el paciente con malabsorción fructosa/sorbitol esta preguntando que cuando la puede comer.

Muchos piensan que la fase de reintroducción de alimentos es solo para las verduras y frutas, pero como hemos visto en esta fase vamos a ir introduciendo muchos otros alimentos. Pienso que no hay que ser impaciente en introducirlas, cuando ya vayamos avanzando en esta fase y vayamos tolerando muchos otros alimentos, es el momento de introducirlas. Pero siempre hay algunos que quieren saberlo con cifras. Si todo va bien y vamos tolerando otros alimentos además de las verduras y hortalizas, será el momento de comenzar, Yo esperaría 2 meses. A no ser que tu capacidad de tolerancia sea alta.

Os pongo una lista de frutas tomada de la dieta FODMAP. Están clasificadas en tres grupos:

 
  • Toleradas
  • Limitar consumo
  • Evitar

Las listas hay que tomarlas como orientativas y nunca como algo cierto.





LISTA DE FRUTAS
 
Toleradas
 
Limitar (consumo moderado)
 
Evitar
 
Higo chumgo (1).
  Aguacate (porción 1/8). Coco.
Granada (1/4 taza de granos). Cerezas [F] (3 piezas). Manzanas.
Kiwi (2). Guayaba madura. Lichis.

Lima (1).
 Arándano deshidratado sin azúcar añadido (2 cuch.). Moras.

Limón (1).
 Papaya (1 taza). Nectarinas.
Longan (5).
 Mandarina clementina (1). 
Orejones.
Mandarina (2).
 Boysenberry [F] (5 bayas). 
Papaya.

Fruta del dragón (1).
 Coco [Ps] (1⁄2 taza).  Albaricoques.

Fruta de la pasión(1).
 Cranberry deshidratado sin azúcar añadida (2 cuch.). Peras.


Fresas (10 medianas). Mora [F] (5 bayas). Persimón.

Frambuesas (10). Pomelo [Of] (1⁄2medio). Pomelo.

Cranberry deshidratado sin azúcar añadida (1 cuch.).
 Sandia Uvas.
Carambola (1).
 Uvas (1 taza). Uvas pasas.
Banana plantain (1).
   Higos frescos y secos.
Arándano deshidratado sin azúcar añadido (1 cuch.).
   Ciruelas secas y frescas.
Arándanos (20).
   Goji frescas y secas.
Melón Galia (1⁄2 taza).
   
Melocotones.

Melón piel de sapo (1⁄2 taza).   Guayaba verde.
Naranja (1)   Mango.

Melón cantalupo (1⁄2 taza).
   Caqui.

.
Piña (1 taza).
   Dátiles.

Plátano maduro (1).
   Fruta en conserva.
Plátano seco (10 rodajas)   Cerezas.
Rambután (2).
   
Chirimoya.

Ruibarbo (1 taza).   Grosellas.

Tamarindo (cuatro).   Piña deshidratada.
Vijahoó – Fruta del árbol del pan (1⁄2 fruta).    


Abreviaciones utilizadas. Los alimentos contienen:
 
[F] fructosa
.  
[Ps] polioles-sorbitol.
 
[Of] oligo-fructanos
. 
[Ofg] oligo-fructanos y GOS.
[Og] oligo-GOS
 .   
[Pm] polioles-manitol.
 
He puesto la lista tal como esta emitida, sin ningún tipo de modificación. Pero las cantidades me parecen elevadas. Por eso, cuando la comáis por primera vez, tomar menos cantidad y luego si hay tolerancia se podrá ir aumentando la cantidad.